The Shadow Broker


Deja un comentario

Reto 4. Escribe un relato que tenga lugar durante tu estación favorita del año

Siempre fue mi estación favorita. Antes no tenía algún motivo en especial para considerarla así, pero desde aquel 3 de agosto podría darte más de mil motivos para ello.

Podría ser tu sonrisa la primera vez que te vi.

Podría ser tu melena rubia, enamorándome en ese mismo instante.

Podrían ser tus ojos, brillando al paso de los rayos del sol.

O tal vez saber que, desde aquel día de esa calurosa estación, supe que estaría contigo para siempre.


Deja un comentario

Reto 3. Empieza una historia con: “Estoy de pie en mi cocina…”.

Estoy de pie en mi cocina, pensando cómo será esta vez. Voy a mi habitación y elijo mi camiseta favorita para la ocasión.

Siempre sigo el mismo ritual.

Una vez que he cogido las herramientas subo en mi coche y compruebo todas la pistas que he recopilado hasta ahora.

Si mis datos son correctos John Doe debería salir del trabajo sobre las 18:15, ir a su casa y volver a salir una vez pasada la medianoche, en busca de su próxima presa.

Pero esta noche no. Esta noche es la noche y ahora él es mi presa.


1 comentario

Reto 2: Reescribe la escena de don Quijote con los molinos de viento, pero imaginándose que se enfrenta a hordas de zombis

En el instituto siempre fuimos amigos inseparables. Por eso, cuando Quijote me propuso meternos en un nuevo lío no me lo pensé dos veces, a pesar de saber que más adelante habría consecuencias.

Todo lo que sabía es que tenía que estar a las 22:00 en la Plaza Mayor de El Molar, un pueblo situado al norte de Madrid, y que debía ir con la ropa más cómoda posible.

Fui al punto de encuentro a la hora citada, pero ahí no había nadie. Al avanzar unos pocos pasos y girar la esquina fui sorprendido.

Sigue leyendo


Deja un comentario

Reto 1: Escribe sobre un sueño o pesadilla que hayas tenido esta semana

Paula no conseguía recordar sus sueños desde que cumplió los 18 años. Antes de esa edad lograba incluso saber que estaba soñando y moldear los sueños a su antojo. Pero, por algún curioso capricho, Morfeo la había abandonado al convertirse en mujer.

Sin embargo, esta vez recordaría muy bien lo ocurrido.

Sigue leyendo